Sara Noemí Mata


Los consejos ciudadanos que vienen
21/Febrero/2011
El Ayuntamiento está en proceso de reponer el Consejo consultivo de Urbanismo, Medio Ambiente y Movilidad, que de modo integrado en estas tres materias tan fuertemente relacionadas fue creado en la pasada administración y disuelto en ésta por la reingeniería burocrática de eliminar las Secretarías y volver a las Direcciones Generales.

Ahora habrá un Consejo consultivo de Urbanismo y uno de Medio Ambiente, ambos coadyuvantes de dos dependencias: Desarrollo Urbano y Medio Ambiente. El primero ya fue creado legalmente y ahora se realizan desde la Secretaría Particular del Alcalde las consultas a organismos gremiales y civiles para tener candidatos ciudadanos que el Ayuntamiento aprobará.

Por otra parte, en Comisiones unidas de gobierno y medio ambiente del Ayuntamiento, fue aprobado el reglamento del Consejo consultivo de medio ambiente y ya el pleno del Cabildo lo votó sin cambios; sólo se espera su publicación oficial para que entre en vigencia.

Estimo la creación de ambos Consejos como de la mayor prioridad pues aunque tienen carácter consultivo por esa vía se podría canalizar la participación en dos temas fundamentales; en el caso del Consejo de Urbanismo debiera atender la inconformidad creciente hacia el Código urbano expresada por arquitectos e ingenieros quienes encuentran que el cambio de diversos reglamentos en un solo código multiplicó requisitos y enredó procesos cotidianos de la industria de la construcción y el desarrollo inmobiliario.

Otro asunto muy llamativo del que debiera ocuparse el próximo Consejo de Urbanismo es el del programa de regularización o sanción de anuncios espectaculares fuera de norma, que ha llevado a la clausura de varias decenas en las principales avenidas.

En cuanto al Consejo Ambiental menudean cuestiones críticas en que ciudadanos en lo particular y grupos ecologistas exponen problemáticas y “reciben atención” oficial, pero con respuestas tan insuficientes y fragmentarias que con el paso de los días los dejan, y nos dejan, en el punto de partida, sin avanzar apenas nada y obligados a conformarse con registrar el deterioro de nuestro ambiente y la salud de nuestras familias. Me refiero a la tala de árboles por obras de infraestructura o proyectos inmobiliarios y comerciales de todo tamaño denunciado por el movimiento ecologista MOCE, también al suplicio que viven los vecinos de Brisas del Lago por su vecindad tolerada con ladrilleras que trabajan fuera de las normas ambientales y les entregan cada día humos y nubes contaminantes; o a la más reciente denuncia pública de colonos del norponiente de León que por más que habiten a kilómetros del relleno sanitario El Verde no se pueden sustraer todas las tardes de los aromas podridos de la basura.

Los Consejos comentados tendrán respectivamente 15 miembros, de los cuales en el de Urbanismo 14 serán integrantes ciudadanos y en el Ambiental únicamente 11.

El Consejo Consultivo de Urbanismo será presidido por la Directora de Desarrollo Urbano y tendrá un vicepresidente y secretario que se elegirán entre los vocales ciudadanos designados por cada una de las siguientes instituciones: CMIC, CEIL, Colegio de Arquitectos, Colegio de Ingenieros Civiles, CANADEVI, Cámara de Empresas de Consultoría y por ocho integrantes propuestos por Colegios de profesionistas o instituciones de educación superior.

Por su parte, el Consejo Consultivo Ambiental integra a tres miembros del cabildo, al Director del área y a dos representantes propuestos por el CEIL y la Asociación Ganadera local, tres representantes propuestos por Colegios de profesionistas o instituciones de educación superior, tres representantes de cámaras o asociaciones relacionadas con la ecología y tres personas destacadas por su labor ambiental.

Además de las diferencias que pueden notarse de la descripción hecha, y a pesar de tratarse de Consejos consultivos confeccionados por el mismo Ayuntamiento, tienen una diferencia notable: mientras en el primero la terna para los nombramientos las realizará el Alcalde por invitación a las asociaciones previstas, en el segundo se contempló, complementario a dicho mecanismo de consulta, la realización de una Convocatoria Pública difundida en medios de comunicación.

Lo anterior avizora un avance interesante aunque obviamente tendremos que esperar su concreción legal y operación transparente; por el contrario, me inquieta que los regidores y síndicos sigan instalados en poner las etiquetas tradicionales a la participación ciudadana a través de los Consejos. Si no, ¿cómo debe entenderse que para integrar el Consejo Consultivo ambiental, el CEIL (Centro de Estudios de la Infraestructura de León, dependiente del organismo cúpula Consejo Coordinador Empresarial) y la Asociación Ganadera Local sean los únicos que tienen asiento garantizado? ¿por qué ellos y no otros? ¿cuál es su relación con el ambiente? …digo, aparte de que para hacer vialidades y puentes precisamos de tirar árboles y de que está probado que las vacas con sus heces contribuyen al efecto invernadero tanto como la quema de combustibles fósiles.
DEJANOS TU COMENTARIO
1456374297.png
1321493145.gif
1381429645.jpg
1321493278.png
1321493200.png